No dejan solo al Cristo de las Noas de Torreón

Pese a la contingencia de salud que se vive por el COVID-19, por la cual se suspendió el Viacrucis que se realiza cada año en el Cristo de las Noas, algunos laguneros subieron hasta el santuario para a recorrer el camino que tradicionalmente se lleva a cabo durante esta escenificación.

Lo anterior pudo ser posible debido a que no hubo vigilancia por parte de las autoridades. Las cámaras de esta casa editora captaron a un hombre y a una pareja, todos de la tercera edad, frente las puertas del templo, además de jóvenes y adultos acompañados de niños, pretendiendo llegar a la cúspide donde se encuentra la escultura del Cristo.

Alrededor de las 12:00 horas, elementos de la Dirección de Seguridad Pública Municipal (DSPM), así como de la Fiscalía General del Estado (FGE), arribaron al lugar y comenzaron a desalojar este espacio turístico-religioso; invitaron a las personas que se encontraban en la explanada a bajar, y regresaron a quienes pretendían llegar al templo.

UN VIERNES SANTO MUY DISTINTO

Esta sería la edición 39 del Viacrucis del Cristo de las Noas, donde actores laguneros representan cada año las diferentes etapas que vivió Jesucristo desde que fue capturado hasta su crucifixión y posterior sepultura.

Sin embargo, este año el complejo religioso lució sin las cerca de 60 mil personas que se registraron el año pasado, ya que las medidas preventivas ante la presencia del coronavirus, llevaron a suspender todo tipo de actividades donde exista aglomeración de gente, entre ellas el Viacrucis.

SALEN DE CASA PARA ACOMPAÑAR A CRISTO

Sin embargo, hay quienes han realizado este recorrido a lo largo de los años desde que comenzó en esta ciudad, a través de sus 14 estaciones, y han acudido a hacerle los «honores a Cristo», tal como lo describió José Luis Jiménez, de 68 años de edad, quien el pasado Viernes Santo subió al cerro de las Noas junto con su esposa a pesar de la pandemia que se vive actualmente.

Don José dijo desconocer que se habían suspendido las actividades por la Semana Santa, y que como cada año, él y su esposa quisieron estar presentes en las celebraciones de este día santo, y salir un momento de su casa, la cual se ubica en la colonia Primero de Mayo, para acompañar a Cristo.

Al señalarle al hombre de la tercera edad que dentro de las medidas de prevención dadas a conocer por las autoridades de Salud, está el permanecer en casa, indicó que «sí, es verdad, pero quisimos salir solo un rato, no hay tanta gente, venimos de a rápido».

Cabe destacar que las autoridades eclesiásticas llevaron esta vivencia del acercamiento con Cristo a través de las redes sociales, en donde el obispo de la Diócesis de Torreón, Luis Martín Barraza Beltrán, celebró la misa de este Viernes Santo de manera privada desde la Catedral de Nuestra Señora del Carmen.

Actividades


Algunos laguneros no dejaron de acudir al Santuario del Cristo de las Noas en el Viernes Santo:
*A pesar de la contingencia de salud que se vive, decidieron acompañar a Cristo en este día.
*La vigilancia por parte de las autoridades fue muy escasa, además de tardía, ya que al arribar, ya había personas que desde temprano habían llegado al lugar.
*Eran mayormente personas de la tercera edad quienes acudieron al santuario.
*Las misas de esta Semana Santa se llevaron a cabo por parte del obispo de Torreón a través de las redes sociales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *